Fiesta de Toros

Efemérides: David Silveti en Las Ventas de Madrid

Efemérides: David Silveti en Las Ventas de Madrid

Su confirmación fue hace 30 años, el 24 de mayo de 1987
Un 24 de mayo, pero de 1987, confirmó la alternativa el maestro David Silveti en Las Ventas de Madrid, una efeméride que traemos a colación a 30 años de distancia y que tiene ya un lugar en la historia del toreo mexicano al recordar siempre al llamado Rey David.

Este acontecimiento tuvo tintes históricos, pues David ratificó el doctorado ante toros mexicanos de San Mateo. Su padrino fue el francés Nimeño II, mientras que como testigo fungió Tomás Campuzano, todo dentro de la Feria de San Isidro de aquel año 1987, y vestido de blanco y oro.

Vicente Zabala, en su crónica del diario ABC, describió así la actuación de David:

“Confirma la alternativa David Silveti, con el toro “Huidizo”, de la mexicana ganadería de San Mateo, que tarde mucho en varas, pero cuando entra se deja pegar de lo lindo sin blandear de remos.

“Llegó a la muleta con excelente temple. Silveti le bajó la mano, toreó cadencioso, con gusto, en dos series impecables de redondos. Quizás le faltara dejar la muleta en la cara del animal al rematar los pases. Por eso se enfriaba el público entre muletazo y muletazo.

foto_noticia28894

“Una verdadera pena, porque tiene buen corte de torero. Pero es imprescindible ligar los pases, y para hacerlo no se ha inventado mejor medida que no quitarle el trapo al toro a la hora del remate de los muletazos. Debió cortarle la oreja, porque el cornúpeta tenía clase y bondad. Lógicamente pesaban los nervios de la confirmación, pero debió estar una miajita más despierto. Mató de pinchazo, estocada tendida y seis descabellos Sonó un aviso y escuchó palmas desde el tercio.

“El quinto era de la ganadería mexicana de San Marcos, un coloraíto que derribó en el primer encuentro. Luego haría una fea pelea en varas, cabeceando y queriendo quitarse el palo. Le pegaron firme al toraco, que aguantó los lanzazos sin inmutarse. Llegó a la muleta de David Silveti con mucho temperamento, defendiéndose y pegando tornillazos. El diestro mexicano trató de ponerse en el sitio y llevarlo metido en el engaño, pero no hubo forma. La voluntad no le faltó al nieto del Tigre de Guanajuato.

“Me produce la impresión que los aficionados españoles se han quedado sin ver a este fino torero azteca. Una verdadera lástima. Tal vez por nervios se dejara ir la oportunidad de haber hecho una faena interesante al toro de la confirmación de alternativa. Cuando escasean los contratos no se puede uno permitir el lujo, ni por nervios ni por nada, dejarse marchar una ocasión como ésta”.

“De todas formas hay que volver a ver a David Silveti. Se aprecian buenas maneras en él. Quizá en otra tarde, con toros más propicios y con el temperamento mas templado podamos verle en toda su dimensión”.

Por su parte, Joaquín Vidal fue breve en el espacio dedicado al mexicano dentro de su crónica en el diario El País:

“El primero tuvo nobleza por el pitón derecho, que habría podido lucir más si no llega a quedar agotado, y Silveti únicamente pudo apuntar su buen estilo de muletero. En cambio en el quinto, que acometía con bronquedad, los apuntes fueron de lidiador”.

Kristel Mauricio

mayo 24th, 2017

No comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.