Entretenimiento

Todas las relaciones duraderas tienen éxito por estas mismas razones

Todas las relaciones duraderas tienen éxito por estas mismas razones

Antes de casarse, el redactor, Mark Manson, quería saber cuáles son las claves para que una relación funcione. Para ello, lanzó varias preguntas en su página web y el resultado fue mucho mejor del esperado. Respondieron 1.500 personas y la mayoría tuvo en cuenta los mismos 10 aspectos:

1. Escógele porque quieres estar con él o ella
En algunas ocasiones, la presión por parte de amigos y familiares, el hecho de sentimos “perdedores” por estar solteros o querer que alguien llene el vacío que deja la soledad, nos pueden llevar a empezar una relación.
Pero hacerlo por alguno de estos motivos es un gran error. Lo único que te tiene que animar a ello es simple: porque te gusta estar con él o ella.

2. Tener expectativas realistas
Otra equivocación es pensar que todo siempre irá bien. Que cada día sentiremos lo mismo por nuestra pareja.
Es importante aceptar que una relación sufre altibajos. Habrá días en los que le querrás matar y otros en los que no le verás ningún defecto.
Porque la persona que nos enamora es la misma que nos induce a sentir los estados más extremos de la rabia, el odio o la pereza. Le queremos y eso nos hace sacar lo mejor de nosotros, pero, en algunas ocasiones, también lo peor.

3. Cuando se pierde el respeto no queda nada
Hay decenas de cosas que se tienen que mantener para que una relación funcione, pero la más importante es, sin duda, el respeto. Si llegas a faltarle al respeto, será imposible de recuperarlo. Y, a partir de entonces, nada volverá a ser del mismo modo.

4. Se tiene que hablar de todo, sobre todo de lo malo
Si hay algo que no te gusta del carácter de tu pareja o si ha hecho algo que te ha molestado, díselo. Para seguir siendo tu mismo, para darle lo mejor de ti, debe saberlo casi todo. Lo que te gusta, pero, sobre todo, lo que no. Si te guardas cosas como éstas, tu comportamiento estará condicionado por ello y, en algunas circunstancias, ella ni siquiera sabrá a que se debe.

5. Mantén tu propio espacio
Tener pareja no significa que tus únicos intereses o momentos de ocio los compartas con ella.
Pase lo que pase, por mucho que creas que estás junto a la persona de tu vida, debes conservar tu propio espacio. No abandones tus inquietudes, a tus amigos, a tu red de apoyo, ni a tus aficiones. Solo siendo tu mismo te valorará de la misma forma que hizo el primer día.

6. Apóyale ante los cambios
Con los años, cambiamos de 1.000 maneras distintas. Podemos transformar nuestras motivaciones, adquirir otras tendencias políticas, un estilo de vestir distinto o cambiar nuestros gustos musicales.
Nos ocurre a todos, así que cuando le suceda a él o a ella no pienses que ya no es la persona de la que te enamoraste. Debes apoyarle, ya que simplemente es una versión más madura de ella.

7. Que tu nobleza no se pierda en las peleas
Hay muchas cosas malas de discutir. Pero la peor es tratarle con desprecio o insultarle. Otro es aprovechar la ocasión para sacar peleas anteriores que, desde tu punto de vista, no se habían arreglado.
Las discusiones no son algo positivo. Así que al menos haz que tu actitud haga de ella algo menos malo.

8. El arte de saber perdonar
Ya habrán discutido y, finalmente, tu has tenido la razón. Ahora, lo último que tienes que hacer es repetirle lo equivocada que estaba o repetir los argumentos por los cuales estabas en lo cierto. Ya ha pasado. Déjale respirar y volver a disfrutar de su tiempo juntos.

9. Que los unan las pequeñas cosas
Detalles, palabras o momentos que solo compartes con ella. Son esas pequeñas cosas. Aquellas que, aunque puedan parecer una estupidez, harán que con el paso de los años esten aún más unidos.

Kristel Mauricio

abril 24th, 2017

No comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.